Arroz con judías verdes y calamares

Arroz con judías verdes y calamares

Arroz con judías verdes y calamares

Con temperaturas tan veraniegas como las que estamos teniendo, en el huerto seguimos en plena producción de judías verdes. La base de todo ello es la siembra secuenciada a lo largo del verano. Pero este año, dado lo elevado de las temperaturas, la cosecha de judías que yo tenía prevista más tardía, para el mes de octubre, se ha adelantado al mes de septiembre, y se ha acelerado el proceso de crecimiento y endurecimiento de esta verdura.

Judías verdes redondas de mata baja

Judías verdes redondas de mata baja

Judías verdes largas, de enrame

Judías verdes largas, de enrame

Esto nos ha llevado a un mayor consumo de fréjoles realizándolos en recetas con las que hasta ahora no habíamos experimentado, como esta de arroz con judías verdes y calamares. Los protagonistas de esta receta son los fréjoles rojos, pero en el huerto también hay judías verdes bajas y cilíndricas y de los altos, verdes,alargados y planos

Fréjol rojo limpio y cortado

Fréjol rojo limpio y cortado

Para realizar la receta lo primero que haremos será un caldo de pescado. Pondremos en un litro de agua a cocer las cabezas de pescado con puerro, zanahoria y un poco de laurel durante  quince minutos. En una sartén ponemos un chorrito de aceite de oliva y lo hacemos calentar, sofreimos los ajos y un poco de cebolla.

Salteando el arroz y el tomate

Salteando el arroz y el tomate

Seguidamente le añadimos el arroz y lo salteamos un poco para a continuación añadir el tomate pelado y troceado y el pimentón, junto a un poco de sal. Lo dejaremos que se poche todo ello.

Se añade el calamar

Se añade el calamar

A continuación se incorpora el calamar limpio y troceado junto con el caldo preparado para el arroz. Lavamos y picamos las judías verdes y se incorporan a la cazuela, donde lo vamos a dejar cocer unos 17 a 20 minutos aproximadamente o hasta que el arroz esté en su punto. Si se nota que se consume demasiado caldo se le va añadiendo más.

Cociendo todo ello

Cociendo todo ello

No hay que dejar que quede demasiado seco. Es una forma excelente de disfrutar de las judías verdes.©

Recogiendo semilla de cardo

Flores secas del cardo

Flores secas del cardo

El cardo, Cynara cardunculus, es una planta  de la familia de las compuestas, de origen mediterráneo que se da bien en el huerto. De hecho muchas veces no es necesario ni volverlo a plantar, pues entre los que se resiembran de forma natural y los que rebrotan de sus raíces, la presencia de esta planta está prácticamente asegurada para el nivel de nuestro consumo.

Semilla despegando

Semilla despegando

Esto no siempre es así  los cardos corren serio peligro si la presencia de ratones es abundante,  pues disfrutan de roer sus raíces y  a lo largo del invierno pueden terminar con la mayor parte de ellos. No es ese el caso en estos momentos, pues la gata los tiene bastante controlados.

Las plantas de cardos que quedan sin consumir al final de la primavera  es frecuente que desarrollen flores abundantes que son muy visitadas por abejas y abejorros durante su floración. Tras la polinización el  proceso de formación de las semillas tiene lugar a lo largo del verano y es al final del mismo, sobre todo cuando el tiempo está seco que por efecto del calor la zona de retención de la simiente  se abra un poco y el mecanismo plumoso que soporta la semilla quede  expuesto a la brisa que de forma sucesiva va a ir  arrastrando  estas semillas paracaidistas.

Al golpear las flores se suelta el paracaidas

Al golpear las flores se suelta el paracaídas

ligero y vaporoso

Ligero y vaporoso

Restos de las flores sin semillas

Restos de las flores sin semillas

Cuando en días pasados comenzó  el baile aéreo de estas semillas fue el momento en que corte las flores secas y fui extrayendo sus semillas. Para hacer esto se pueden ir desgranando las diferentes parte, pero resulta más rápido y eficaz golpear las flores contra el suelo de cemento y ir dejando caer las semillas. Más tarde estas semillas  se recogerán y  para quitar todos los restos  las terminaremos  de limpiar, aventándolas.©

Semillas antes de limpiarlas

Semillas antes de limpiarlas

 y después de hacerlo

y después de hacerlo

 

Mirada al huerto en la semana trigésimo octava

La inestabilidad de la atmósfera nos ha colocado de golpe a lo largo de la semana en la época en la que el calendario realmente estaba. Lluvia, nubes y claros, sol, viento,… además de la bajada de las temperaturas tanto en sus máximas como en sus mínimas,  a lo largo de este periodo nos hemos colocado a las puertas del otoño.

Los golpes de agua que han caído   han permitido dejar de regar. La principal tarea que se mantiene en el huerto es la recolectora.©

Mirada al huerto en la semana 38.1

Mirada al huerto en la semana 38.1

Mirada al huerto en la semana 38.2

Mirada al huerto en la semana 38.2

Mirada al huerto en la semana 38.3

Mirada al huerto en la semana 38.3

Mirada al huerto en la semana 38.4

Mirada al huerto en la semana 38.4

Mirada al huerto en la semana 38.5

Mirada al huerto en la semana 38.5

Mirada al huerto en la semana 38.6

Mirada al huerto en la semana 38.6

Mirada al huerto en la semana 38.7

Mirada al huerto en la semana 38.7

Mirada al huerto en la semana 38.8

Mirada al huerto en la semana 38.8

Mirada al huerto en la semana 38.9

Mirada al huerto en la semana 38.9

Mirada al huerto en la semana 38.10

Mirada al huerto en la semana 38.10

Mirada al huerto en la semana 38.11

Mirada al huerto en la semana 38.11

Mirada al huerto en la semana 38.12

Mirada al huerto en la semana 38.12

Mirada al huerto en la semana 38.13

Mirada al huerto en la semana 38.13

Mirada al huerto en la semana 38.14

Mirada al huerto en la semana 38.14

Mirada al huerto en la semana 38.15

Mirada al huerto en la semana 38.15

Cosecha de tomates 2016

mezcla de diversos tomates de la cosecha

Mezcla de los diversos tomates de la cosecha

Las cajas se van llenando

Las cajas se van llenando

A lo largo de estas semanas pasadas y actualmente  estamos en plena fiebre del tomate.  Tomates de todo tipo y condición, este año está resultando con una superabundancia de tomates.  El calor constante a lo largo del verano. El riego mantenido y  el control sobre la salud de las plantas  del tomate nos han permitido  conseguir una muy buena cosecha.

Plantas de la zona nueva

Plantas de la zona nueva

Son tomates de formas  colores variados. Unos para salsas otros  para ensalada, aunque en la variedad está el gusto, grandes y pequeños, cilíndricos, o esféricos. Limpios, de  buen color y brillo, sin apenas rajas , que suelen ser frecuentes en los tomates cultivados en el exterior, dado que hasta ahora no se habían mojado. Pero seguramente tras las pasadas lluvias de estos días pronto tendrán esas grietas que suelen aparecer como consecuencia del agua.

una ...

una …

Casi todos ellos han dejado una buena cosecha, pero sin duda ninguna los mejores han sido los que se han dado en la zona de ampliación del huerto, con frutos hermosos y muy abundantes.

 y otra,...

y otras,…

Como resultado de la cosecha he embotado tomates, secado tomates, regalado tomates y ya no sé que hacer con tanto tomate.  Así que si deseáis tomates, totalmente ecológicos, estoy a vuestra disposición. Quizá podamos llegar a un acuerdo. ©

 y los pequeños

y los pequeños

Lavando las patatas

Zona de las patatas

Zona de las patatas

Cada tierra  y en este caso cada  huerto tiene unas características propias, con  sus virtudes y defectos. Es habilidad del hortelano aprender a bregar con ellas. Pero también se puede hacer de la necesidad  virtud y mejorar los resultados. A qué viene todo esto. Pues a que llegó la hora de arrancar las patatas, después de la tanda de las tempranas de julio.

En mi huerto  el suelo, aunque ha mejorado mucho desde sus primeros años y está mucho más suelto, no deja de ser un suelo arcilloso.  Dado que  finalizaba su ciclo y habíamos dejado de regarlas, ellas que se habían ido agostando,  y el suelo se había puesto duro como una piedra.

Patata Ojo de Perdiz recien lavada

Patata Ojo de Perdiz recién lavada

Estas condiciones  no eran las más adecuadas  para sacar las patatas   tanto por el trabajo extra que supone como por el hecho de que en esas circunstancias   siempre se dañan más al arrancarlas y manipularlas.  Qué hacer?  volvimos a regar  las patatas tres días antes de arrancarlas.

El trabajo se hizo más fácil y más rápido, pero las patatas terminaron  más embarradas. Por ello decidimos lavar todas las patatas.  Esto tiene una serie de ventajas, aunque supone algo  más de trabajo:

  1. Se revisan las patatas al lavarlas detectando las que están rotas o comidas de los cocos.
  2. Se ponen a secar al sol, quedando libros de arena y  listas para la cocina
  3. Tras el secado cualquier rozadura o pequeña herida se cierra y ya se podrán almacenar sin peligro de pudriciones o de hongos.
Sin clasificación, pero esquisita

Sin clasificación, pero exquisita

En esta ocasión hemos sacado de la tierra cuatro de los tipos de patatas: Ojo de Perdiz portuguesa, patatas que llamamos  negras aunque recién lavadas no lo son sino, de piel amoratada y carne blanca, patatas moradas francesas y patatas moradas portuguesas, ambas de tamaño mayor que la Vitelotte noire.

Moradas portuguesas, de buen tamaño

Moradas portuguesas, de buen tamaño

Para ser un año de tanta queja sobre el rendimiento de  las patatas no podemos quejarnos de las nuestras, por lo menos en lo que hay recogido  hasta ahora. Es cierto que algunas de ellas parecen haber sido atacadas por los cocos, pero eso ha sido un problema bastante generalizado y  no ha sido excesivo en estas. En conjunto estoy satisfecha con esta parte de la cosecha.

Todavía quedan en el huerto la Vitelotte noire , cuyo ciclo es más largo que el de las demás y las patatas tardías sembradas en torno al 20 de julio, que  veremos cómo se dan. Estas todavía tienen su mes largo de crecimiento.©

Mirada al huerto en la semana trigésimo séptima

Se inicio la semana con temperaturas altas que se han suavizado del miércoles en adelante dándonos un respiro.  Salvo el sábado es en la tarde cuando visitamos el huerto.  Lo que antes se hacía insoportable se convierte  con la bajada de las temperaturas en un tiempo agradable para estar en el huerto. Las plantas y nosotros  agradecemos este descenso.

El riego se mantiene como una necesidad, aunque se ha reducido un poco respecto a la semana anterior. Se sigue recolectando del huerto: Judías verdes, tomates, pimientos, cebollas,  pepinos y pepinillos, berenjenas,  remolachas, zanahorias,…©

Mirada al huerto en la semana 37.1

Mirada al huerto en la semana 37.1

Mirada al huerto en la semana 37.2

Mirada al huerto en la semana 37.2

Mirada al huerto en la semana 37.3

Mirada al huerto en la semana 37.3

Mirada al huerto en la semana 37.4

Mirada al huerto en la semana 37.4

Mirada al huerto en la semana 37.5

Mirada al huerto en la semana 37.5

Mirada al huerto en la semana 37.6

Mirada al huerto en la semana 37.6

Mirada al huerto en la semana 37.7

Mirada al huerto en la semana 37.7

Mirada al huerto en la semana 37.8

Mirada al huerto en la semana 37.8

Mirada al huerto en la semana 37.9

Mirada al huerto en la semana 37.9

Mirada al huerto en la semana 37.10

Mirada al huerto en la semana 37.10

Mirada al huerto en la semana 37.11

Mirada al huerto en la semana 37.11

Mirada al huerto en la semana 37.12

Mirada al huerto en la semana 37.12

Mirada al huerto en la semana 37.13

Mirada al huerto en la semana 37.13

Mirada al huerto en la semana 37.14

Mirada al huerto en la semana 37.14

Mirada al huerto en la semana 37.15

Mirada al huerto en la semana 37.15

Mirada al huerto en la semana 37.16

Mirada al huerto en la semana 37.16

Mirada al huerto en la semana 37.18

Mirada al huerto en la semana 37.18

Mirada al huerto en la semana 37.17

Mirada al huerto en la semana 37.17

Aperitivos en el huerto

Rojo y amarillo al alcance de la mano

Disfrutando los pepinillos

Disfrutando los pepinillos

A lo largo del verano y mientras que uno está laborando por el huerto, no se puede  menos que ir tomando un aperitivo. Pero estos aperitivos que se  disfrutan en crudo y en directo  no son siempre los mismos,  van cambiando según  avanza cada estación y dependiendo de en qué fase esté  cada cultivo.

Está claro que al hablar de qué se puede tomar directo del huerto, por un lado está mucho de lo hortícola, pero por otro  están las frutas y frutillas.

Revisando las frambuesas

Revisando las frambuesas

Pimentón tierno

Pimentón tierno

Entre las frutas la estación es la clave según van madurando. Este es un año  escaso respecto a otros. Perucos y manzanas,  pocos, los  que hay. Las frutillas han sido  más abundantes. Ahora tenemos las moras que están en sazón, tanto en su variedad silvestre como en la cultivada. También están las frambuesas remontantes en su segunda cosecha.  Aprovechando que el final del verano estimula  una nueva floración, hay en el huerto fresas, aunque  todavía no demasiadas. También comienzan a madurar las primeras  uvas, siendo este  año  abundantes las parras que por primera vez nos dejan conocer sus frutos.

Entre lo hortícola la mayoría de los tomates pequeños son una tentación en colores, tomates cherry amarillos, sugar de dulce sabor, el ácido  chispeante de los de rama pequeños,  el toque más acaramelado de los Osu blue, los negros americanos más acuosos, o los ….. Pero también en ocasiones los pimientos lo son. Resultan deliciosos los pimientos italianos recién recogidos, cuando van muy tiernos y este año hemos aprendido que los pimientos de pimentón  cuando están en las fases tempranas de su  desarrollo son una auténtica golosina.

Placer escondido dentro de la vaina

Placer escondido dentro de la vaina

Al picotear en el huerto con el calor un toque amargo no suele resultar molesto, por ello uno de esos pepinillos tiernos pueden ser un golpe  de  agua que se disfruta intensamente. Pero de entre  todas las delicias nada como un guisante tierno,  recién cogido,  y….. hablando de leguminosas  qué de unos  unos garbanzos verdes que unen el sabor salado de su exterior con la dulzura de su corazón. o las muelas tiernas , mucho más finas que los guisantes en su mejor sazón.

El color de la gula

El color de la gula

Cada época nos deja unos aperitivos diferentes  y esta en la que estamos es una de las más sabrosas en el huerto, pero siempre es conveniente, aunque el cultivo sea ecológico darle un golpe de agua antes de llevarlo a la boca. ©