Otras calabazas del peregrino

Calabazas del peregrino colgando

Calabazas del peregrino colgando

Cuando hablamos de calabazas del peregrino, usamos un mismo nombre para plantas de calabazas de tipos distintos. Todas ellas son  Lagenaria siceraria, todas tienen hojas y flores similares, pero sus frutos son  de formas muy diferentes.

Flor femenina

Flor femenina

Este año coloqué una hilera de calabazas preparadas para hacerlas colgar, pensando en un crecimiento similar al que habían tenido el año anterior.  Pero no ha sido así se han desbordado todas las expectativas de desarrollo que había tenido con ellas, ya casi desde el mismo principio.

Plantas invadiendo la zona

Plantas invadiendo la zona

Comenzaron a crecer y crecer sacando muy pocas flores en un primer momento y más tarde sacando flores pero sin que estas  llegasen a cuajar. Ha habido un problema con algunas cucurbitáceas en la polinización de los frutos durante un periodo del verano, pero en todo momento las calabaceras siguieron creciendo.

Otros frutos

Otros frutos

Frutos en crecimiento

Frutos en crecimiento

La siembra no salió como esperaba. Había intercambiado unas semillas y  pensaba que estaba sembrando del mismo tipo de calabazas cisne que ya tenía. Pero no ha sido así. Hasta que no  han aparecido los primeros frutos cuajados no  me he dado cuenta que de no era así.

La realidad es que apenas he sembrado  calabazas cisne,  de las que más han ido aparecido ha sido de las conocidas como calabazas de peregrinos. Esta es un tipo de calabaza empleada para ser vaciada y usada como recipiente para  el transporte  de líquidos.

Con el fruto ya mayor

Con el fruto ya mayor

El crecimiento de las calabaceras pronto superó los soportes donde estaba colocado, tanto el de ellas como el de las Chauchas que estaban a su lado. Este crecimiento se extendió sobre el kaki a cuyo lado estaban sembradas y más tarde sobre los laterales de las fresas.

Durante esta semana, en  uno de los  días de viento, parte de la estructura en la que estaban colocadas se cayó,  en parte debido a la propia fuerza del viento y en parte al peso y tamaño que están adquiriendo los frutos. Estos  son abundantes tanto en cantidad como en calidad, y se han ido multiplicado de forma sucesiva.

Conjunto vencido hacia un lado

Conjunto vencido hacia un lado

El próximo año habrá que tomar medidas al respecto, estoy pensando en construir una barraca del mismo estilo que la de los tomates, de forma que puedan elevarse del suelo sin riesgo alguno de que se caigan. ©

Cultivo de kiwano

Kiwano

Kiwano

Planta con una elevada capacidad trepadora

Planta con una elevada capacidad trepadora

El nombre de Kiwano es el empleado para denominar al fruto del Cucumis metuliferus, aunque en realidad  es un nombre patentado por los Neozelandeses   para denominar a este pepino del Kalahari. Es una planta cucurbitácea  adaptada a las características del desierto. Una planta trepadora   de buen crecimiento si se le suministra abono y agua, sensible a las heladas y capaz de sobrevivir con un bajo suministro de agua.

Esta planta es nueva en el huerto, es su primer año  y, lo mismo que a los Cucumis anguria,   los sembré en el interior del invernadero para adelantar en lo posible su producción. Cuando acabó la época  de heladas los trasladé en la misma hilera que al maxixe, pero estos desde el principio tuvieron una elevada capacidad de crecimiento y expansión.

Frutos jóvenes

Frutos jóvenes

Es una planta  áspera,  con numerosos pelillos picajosos a lo largo de sus hojas y tallos, que se clavan en las manos si se maneja sin guantes.  Una planta a la que dándole agua suficiente y abono genera un crecimiento constante. Por ello  necesitaba de  un buen emparrado donde poder crecer y expandirse, por lo que le coloqué al lado un mallazo de hierro como soporte.

Flor masculina

Flor masculina

Como el crecimiento parecía que iba a ser continuo y  no daba señales de querer parar de crecer  y como no se veía ninguna flor, cuando llenó el emparrado de hojas  decidí reducir de forma significativa la cantidad de agua que estaba recibiendo, sin dejarla totalmente seca y desde ese momento, casualidad o no,  comenzó a sacar pequeñas flores de color amarillo, tanto masculinas y femeninas.

Flor femenina

Flor femenina

Con tantas tareas por hacer en el huerto no había vuelto a fijarme en ellos, pero esta mañana me he quedado muy sorprendida cuando  me he encontrado con estos sorprendentes frutos. Son un tanto alucinantes, y  me han recordado mucho a algunos de lagartos adaptados al desierto como el Diablo espinoso. Se ve que la necesidad  de evitar la pérdida de  agua genera respuestas similares en diferentes seres vivos.

Está desarrollando numerosos frutos

Está desarrollando numerosos frutos

Ahora nos queda por ver cómo serán sus frutos cuando estos se pongan de color amarillo. Cómo serán y cómo sabrán y aprender a utilizarlos en ensaladas y zumos. ©

Mirada en la semana trigésimo cuarta de 2015

Tras un comienzo de semana más fresco, las temperaturas han ido remontando a lo largo de este periodo. El sol ha lucido la mayor parte del tiempo, alternándose con nubes y claros.

Se han anunciado lluvias y tormentas para el fin de semana, pero de momento  salvo las nubes en  torno a la zona , con lluvias ocasionales allí, no ha caído nada en el huerto, lo que por otro lado puede estar bien pues  de momento vamos controlando las enfermedades fúngicas, que se dispararían si lloviese  aunque fuese un poco. ©

Mirada al huerto en la semana 34.1

Mirada al huerto en la semana 34.1

Mirada al huerto en la semana 34.2

Mirada al huerto en la semana 34.2

Mirada al huerto en la semana 34.3

Mirada al huerto en la semana 34.3

Mirada al huerto en la semana 34.4

Mirada al huerto en la semana 34.4

Mirada al huerto en la semana 34.5

Mirada al huerto en la semana 34.5

Mirada al huerto en la semana 34.6

Mirada al huerto en la semana 34.6

Mirada al huerto en la semana 34.7

Mirada al huerto en la semana 34.7

Mirada al huerto en la semana 34.8

Mirada al huerto en la semana 34.8

Mirada al huerto en la semana 34.9

Mirada al huerto en la semana 34.9

Mirada al huerto en la semana 34.11

Mirada al huerto en la semana 34.11

Mirada al huerto en la semana 34.11

Mirada al huerto en la semana 34.11

Mirada al huerto en la semana 34.12

Mirada al huerto en la semana 34.12

Mirada al huerto en la semana 34.13

Mirada al huerto en la semana 34.13

Mirada al huerto en la semana 34.14

Mirada al huerto en la semana 34.14

Mirada al huerto en la semana 34.15

Mirada al huerto en la semana 34.15

Mirada al huerto en la semana 34.16

Mirada al huerto en la semana 34.16

Otras variedades: Tomates Costoluto, ¿ genovese o fiorentino?

Tomate Costoluto

Tomate Costoluto

Plantas de buen vigor

Plantas de buen vigor

Con los tomates  siempre hay alguno nuevo en el huerto y este año especialmente.  Pero cuando  llega el tomate frecuentemente lo hace de incógnito, sin que sepamos  qué tomate es, todo lo más quién nos lo dio, en este caso unas plantas dadas por Lorenza, lo que hace que el tomate sea conocido por ese nombre  desde ese momento en el huerto.

Frutos firmes y de piel lisa

Frutos firmes y de piel lisa

Unas plantas de tomate  en este caso de  gran vigor y capacidad de  crecimiento, de hecho superan los  dos metros de altura. De producción abundante, temprano en madurar (desde finales de junio),  buen sabor, forma aplanada y peculiar, inconfundible con  intenso color rojo.  Un tomate con cualidades suficientes  como para intentar mantenerlo en el huerto  y por ello hemos intentado averiguar  cómo se llama,  qué tomate es.

Frutos cambiando de color

Frutos cambiando de color

Indagando en Internet no resulta sencillo. Nos encontramos con que este tipo de tomates son un  clásico de la huerta italiana, conocidos allí como  tomate Costoluto. El nombre  habla de  una de las características más típicas de este tomate que es acostillado,  su carácter lobulado.  Numerosos lóbulos irregulares que recorren todo el perímetro del tomate y envuelven una pulpa  sabrosa.

Firme

Bueno en conservación, sin ser extraordinario

Pero en Italia entre los tipos de tomate   Costoluto hay varios diferentes, casi que cada región tiene los suyos.   No tenemos claro  qué tipo puede corresponder, los más conocidos son  la variedad genovese y la fiorentina.  Nos falta información suficiente para poderlo clasificar.  No podemos comparar para discriminar. Pudiera ser que la diferencia estuviera en el tamaño de los frutos. Estos no son demasiado grandes, de los 100 a los 150 gramos. Quizá alguien tenga la información  adecuada y nos pueda ayudar. Mientras tanto seguiremos disfrutando de los tomates. ©

Madurez del tomate

Tomates en diferentes etapas de madurez

Tomates en diferentes etapas de madurez

Estamos ya en plena campaña de los tomates. Es el momento en que un día si y otro también recogemos tomate en el huerto. Los tomates nos gustan en su sazón, pero para cada uno de nosotros esto puede ser un punto diferente.

Los tomates en sus fases finales antes de ser recogidos pasan por lo que se llama el envero, el proceso a través del cual adquieren las características distintivas de color, que supone el madurar. En estas  etapas finales cambian el color de su epidermis así como de su pulpa, adquiriendo  de forma progresiva el color definitivo, sea este amarillo, rojo,..  o púrpura.

Verde

Verde, rosado, rojo claro

Verde,

Uno verde maduro, otro  pintón

A lo largo de  estas fases  de progresiva madurez   los tomates ya  pueden ser recogidos, presentando matices de sabor y color diferentes a lo largo de todo el proceso. Este proceso sueles pasar por las siguientes fases:

  • Verde maduro:  Son tomates que están alcanzado su  desarrollo máximo; suelen tener  color verde, pero  con un tono blanquecino que anuncia  los cambios que comienzan a suceder en el tomate.
  • Pintón o virado: Se inicia en el tomate un virado de color, con la  aparición del color típico de la variedad entre un 10 y un 30% de la superficie.
  • Rosado: son tomates con leve un aumento de la  coloración rosada, entre el 30 y el 60 % de  su superficie .
  • Rojo claro: Rojo claro: entre un 60 hasta 90 % de la superficie de color.
  • Rojo firme: son tomates que tienen el color típico de la variedad. mas del 90 % de color rojo.
  • Sobremaduro: Aquel que en su evolución, ha comenzado el proceso de deterioro que impiden que el tomate se conserve muchos días  las características propias del tomate comercialmente maduro
Rojo

Entre rojo claro y rojo firme

Sobremaduro, listo para la salsa

Sobremaduro, listo para la salsa

Comercialmente hablando es muy raro que el tomate madure en la planta. La necesidad de colocar la planta en destino y el tiempo de almacenamiento requerido lleva a que se quiten antes de  que  tenga lugar esa madurez. Las preferencias por una determinada fase u otra del tomate varían entre personas  y frecuentemente depende de la intención de uso que se tenga con los tomates.  Pero para poder  catar tomates que alcanzan en la planta el punto óptimo de madurez, entre el rosado  y el rojo firme, el mejor lugar es el propio huerto.©

La zarzamora y sus frutos

Brillando al sol

Brillando al sol

En estas fechas uno se suele preguntar  qué pasa con  la zarzamora y a nada que nos acerquemos a ella y esta responde, ya que el negro intenso de sus bayas brilla al sol. Un negro que se combina con el rojo de las frutas que están todavía verdes.

Bajo la red

Bajo la red

Creciendo

Creciendo

Cuando las bayas maduran pronto los pájaros se preguntan también por las moras  y ello  nos obliga a buscar una red y cubrir  cuanto antes sus  frutos o estos desaparecerán.

La zarza sin espinas que plantamos en el huerto ha seguido creciendo y estamos  ya en su tercer verano.  En el primero meramente creció el tallo que traía.  El segundo año aquella vara apenas dio flores y sacó una caña larga que entró en contacto con la tierra y en su extremo conectó con ella y sacó raíces que prendieron. Antes de la llegada de ese  otoño la trasladamos de lugar y ha ido creciendo teniendo ahora un par de cañas de  más de metro y medio de largo. La planta  madre  de un año nos ofreció un puñado de moras.

Pero ha sido este tercer verano cuando la zarzamora  nos ha dado los mejores frutos. Una rama fuerte, que en sus tallos laterales ha sacado flores primero y ahora estas deliciosas bayas. Además ha desarrollado  dos varas hermosas y largas, que veremos si podemos dejar que su extremo entre en contacto con el suelo para que  enraícen y   hacernos con nuevas plantas, que nos  darán fruto para el  año que viene.

moras

Liistas para llevar

¡ Mmmm!

¡ Mmmm!

Frecuentemente el fruto de muchas zarzas es dulzón e insípido. No es así en el caso de estas. Son unas frutillas que se desprenden duramente de la zarza y que si se fuerzan antes de tiempo están demasiado ácidas, pero si se dejan madurar completamente además de dulzor tienen una punta de acidez que las hace deliciosas.

Unas bayas que se incorporan  muy bien a los postres del verano. Tanto solas como acompañadas de otras frutillas  ocupan yogures, batidos, bizcochos, … Habrá que aprovechar la oportunidad y disfrutarlas. ©

Mirada en la semana trigésimo tercera de 2015

En esta semana previa  a mediados del mes de  agosto el descenso de las temperaturas ha sido innegable, con ello han bajado las medias de temperatura así como las máximas y las mínimas.

Este descenso de las temperaturas ha sido un alivio en el huerto que ha venido muy bien para la plantación de lombardas y repollos. Así como para poner en marcha algunos semilleros de cara al otoño, al mantenerse las temperaturas cálidas, pero no agostarse los semilleros demasiado deprisa.  La necesidad de regadía ha disminuido en el huerto, durando durante más tiempo el agua en la tierra.©

Mirada al huerto en la semana 33.1

Mirada al huerto en la semana 33.1

Mirada al huerto en la semana 33.2

Mirada al huerto en la semana 33.2

Mirada al huerto en la semana 33.3

Mirada al huerto en la semana 33.3

Mirada al huerto en la semana 33.4

Mirada al huerto en la semana 33.4

Mirada al huerto en la semana 33.5

Mirada al huerto en la semana 33.5

Mirada al huerto en la semana 33.6

Mirada al huerto en la semana 33.6

Mirada al huerto en la semana 33.7

Mirada al huerto en la semana 33.7

Mirada al huerto en la semana 33.8

Mirada al huerto en la semana 33.8

Mirada al huerto en la semana 33.9

Mirada al huerto en la semana 33.9

Mirada al huerto en la semana 33.10

Mirada al huerto en la semana 33.10

Mirada al huerto en la semana 33.11

Mirada al huerto en la semana 33.11

Mirada al huerto en la semana 33.12

Mirada al huerto en la semana 33.12

Mirada al huerto en la semana 33.13

Mirada al huerto en la semana 33.13