Los brotes de la Stevia

La Stevia en este momento

La Stevia en este momento

En la zona templada donde yo tengo el huerto la Stevia (Stevia rebaudiana)  no se comporta  a lo largo del otoño e invierno como una planta perenne, sino que pierde sus hojas y seca sus ramas, iniciando un reposo que le durará hasta el  final del invierno. Para pasar  todo este tiempo  la recogemos y la dejamos en un lugar protegido.

Detalle de los brotes

Detalle de los brotes

Al acabar el  invierno es el momento en que  comienza a  sacar los tallos desde ras del suelo. Este momento depende de la temperatura ambiente  y de lo protegida que esté la planta.  Pero si que hay que tener presente que una vez saca los tallos estos son sensibles al frío,  por lo que deben quedar protegidos en todo momento.

La Stevia  en este periodo de reposo  e inicio del crecimiento primaveral es relativamente sensible al exceso de agua, pudiendo  desarrollar podredumbres. Por eso hay que buscar un punto de equilibrio entre las necesidades de los tallos y las de las raíces, limitando el agua.

Para estos  nuevos tallos hay que procurar una adecuada iluminación. Si  carecen de  luz suficiente crecerán mucho en altura, pero débiles y frágiles, motivo por el que no podrán ser adecuados para reproducir la planta en el exterior, con la llegada de la primavera.

Hace quince días

La misma planta hace quince días

Estos tallos son fundamentales, necesitamos que estén fuertes. Con ellos más adelante conseguiremos  plantas que  crecerán  a lo largo de todo el verano. ©

 

Cártamo Tintóreo

Plantas creciendo

Plantas creciendo

En el huerto este año hemos incorporado algunas plantas nuevas, una de ellas es el Carthamus tinctorius. Sabía de su existencia, pero no la había tenido antes en el huerto. Pertenece el Cártamo a la misma  familia que  los cardos, en concreto a la de las Asteráceas o compuestas. Es una planta anual, que es propia de la región mediterránea.

Semillas del Cártamo

Semillas del Cártamo

Semillas en tierra

Semillas en tierra

Es una planta que puede llegar a alcanzar una altura    de en torno al metro, cuyos tallos ramifica  en los extremos y en el final de los mismos suelen aparecer las inflorescencias, dentro de las cuales, protegidas por las brácteas  duras, están  las flores  de un color amarillo anaranjado intenso.

Las flores de la planta gustan mucho a las abejas y  tradicionalmente suelen recogerse como  sustitutos del azafrán, motivo por el cual a la planta suele  llamársela falso azafrán. También pueden emplearse para tintar prendas de lana y algodón. Las semillas se han usado tradicionalmente para alimento de las aves.

Nosotros colocamos en el mes de febrero  las semillas en unos contenedores dentro del invernadero, para que las plantas comenzaran a desarrollarse, dado que otros cardos en el exterior estaban ya creciendo. Nacieron bien y desde hace ya un tiempo han ido creciendo y ahora tienen ya  cierto  tamaño.

Quizá haya que dividirlas

Quizá haya que dividirlas

Dado que  es la primera vez que he cultivado la planta,  me he dedicado a investigar sobre ella. Parece ser, según Internet, que es bastante sensible al hielo, lo que  nos obligará a mantenerla en el interior hasta que  termine el periodo en que este  afecta al huerto. Tengo intención de sembrar algunas plantas más en el mes de mayo, para ver cómo es su crecimiento en un caso y en el otro y ver que puede convenir hacer para el futuro, aunque me imagino que el crecimiento de estas primeras, será muy superior en tamaño del de las sembradas más tarde. ©

 

Semana duodécima de 2015

Con la llegada de frentes  húmedos, que deberían haber traído  borrascas, ha cambiado la semana, pero de momento lo único que ha llegado con ellos ha sido  viento y frío. Los vientos azotan la zona  no habiendo nada allí que  frene su avance. Apenas han caído un par de litros  de agua en el huerto

La tierra   sigue bastante  seca, pues solo se ha   humedecido la zona superior de ella, pero al soplar de forma continua   vientos fuertes, no tardará mucho  en  volverse a resecar. ©

Mirada en la semana 12.1

Mirada en la semana 12.1

Mirada en la semana 12.2

Mirada en la semana 12.2

Mirada en la semana 12.3

Mirada en la semana 12.3

Mirada en la semana 12.4

Mirada en la semana 12.4

Mirada en la semana 12.5

Mirada en la semana 12.5

Mirada en la semana 12.6

Mirada en la semana 12.6

Mirada en la semana 12.7

Mirada en la semana 12.7

Mirada en la semana 12.8

Mirada en la semana 12.8

Mirada en la semana 12.9

Mirada en la semana 12.9

Mirada en la semana 12.10

Mirada en la semana 12.10

Reorganizando el huerto

Zonal central, con camino a ambos lados

Zonal central, con camino a ambos lados

Desde el mes de octubre pasado decidí cambiar un poco la distribución del huerto, en concreto de la zona junto al estanque que es la parte central del mismo. Hasta este otoño esta zona estaba dividida en dos secciones como de 8 metros de largo cada una, con  un camino central y otros dos laterales. Los  cultivos se ponían en dirección paralela al estanque, con orientación norte -sur.

Organización de cultivos del año anterior

Organización de cultivos del año anterior

Esta división tenía la ventaja de  establecer claramente dos zonas de trabajo  bien diferenciadas, pero presentaba también algunos inconvenientes. Los 8 metros de longitud resultaban  excesivos para el volumen de siembra  cuando se pretendía  sembrar poco y por lo mismo  resultaban n muy abundantes si decidía  sembrar algo más.

Ello me obligaba a dividir  el  suco con dos tipos de plantas, de modo que se mezclaban más los diferentes cultivos sembrados.  Al mezclarse los cultivos el mantener las características peculiares de cada  planta  en la producción de semillas se hace más complicado,  siendo difícil evitar  la polinización cruzada entre muchas de ellas.

Zona Norte

Zona Norte

Con la nueva división pretendo evitar la producción de excedentes, ajustando más los sucos a las necesidades del consumo y  pretendo también duplicar el cultivo entre dos sucos, facilitando la presencia de ejemplares de un mismo  en un cultivo cercano, con la interacción de el viento y de los insectos a lo largo de todo el proceso.

Pretendo colocar también la plantación alternando los   diferentes  cultivos altos con otros bajos,  de modo que se creen barreras  vegetales, empleando algunas de las trepadora altas  como las judías de enrame, las cucurbitáceas o  simplemente las plantas de maíz.

Zona sur

Zona sur

Comencé la división con el cereal de invierno y la plantación de habas y guisantes. Ahora se ha continuado plantando hileras de ajos, chalotas,  más guisantes y tirabeques, espinacas, cebollas, … Desde aquí  habrá que ir añadiendo nuevos cultivos y ver en que medida la nueva distribución resulta más funcional o no. ©

Caja nido para Lechuzas

Caja nido para Lechuza antes de ser colocada

Caja nido para Lechuza antes de ser colocada

Este año parece haber tocado  el hacer  nidos. Estamos bastante preocupados por buscar una alternativa natural  al problema que hay con los ratones. Por ello, para estimular la presencia de  algunas de las grandes depredadoras nocturnas  de estos animales hemos elaborado   esta caja nido con la esperanza de que puedan anidar en ella.

Interior desde un lateral

Interior desde un lateral

Los búhos y lechuzas tienen una alimentación con base en los pequeños roedores, junto a otros animales de pequeño tamaño. Ambos son relativamente frecuentes en la zona, pues los hemos visto pasar como sombras a la caída de la tarde noche.  Para estimular su presencia en el huerto  hemos elaborado esta caja nido, de bastante más tamaño que las otras realizadas hasta ahora.

Es una caja rectangular de madera de doble compartimento, colocando una cámara de cría que ayuda a proteger  a los polluelos mientras son más pequeños, conservando  mejor la temperatura  del nido. La cada lleva un tejado con algo de voladizo, y una cubierta protectora de tela asfáltica. Además de que el resto de la caja ha sido protegida con cera de abeja.

Interior desde arriba

Interior desde arriba

El Problema que teníamos era el de dónde la podríamos colocar, dada la ausencia manifiesta de árboles grandes, capaces de soportar una caja de estas dimensiones. Por ello a la espera de una solución mejor, hemos decidido ponerla en lo alto del contenedor.

Antes de cerrar y atar la tapa

Antes de cerrar y atar la tapa

Colocarla con una orientación sur,  mirando hacia la zona más tranquila del huerto. Con esa orientación queda protegida de los vientos  intensos del oeste, muy frecuentes, de los del norte, mucho más  fríos y  de los del  este, más raros, pero en ocasiones especialmente duros.

Caja en lo alto del contenedor

Caja en lo alto del contenedor

Al quedar sobre el contenedor, la caja hacía un efecto pantalla que podía  ofrecer la resistencia suficiente como para que  el viento la tirara, por ello se subieron varios bloques  de cemento y se la ató a los mismos.  Ahora queda por ve quién anida en ella, si es que hay suerte.©

Peligro en los semilleros

Cultivo de pimientos

Cultivo de pimientos

En estas fechas siempre está uno pendiente de las semillas que van naciendo y de vez en cuando las semillas nos dan sustos.  El peligro ronda  los semilleros. Los semilleros  son promesas de vida pero con calor y humedad ofrecen uno de los mejores caldos de cultivos  para  hongos y ciertas enfermedades.

Conseguir que todos los semilleros salgan adelante no es fácil, y no siempre es posible, pues hay una serie de prácticas que cuando no las aplicamos suelen traen consecuencias, una de las más importantes es la de desinfección de las semillas.

Podredumbres en las lechugas

Podredumbres en las lechugas

Normalmente para los semilleros, empleamos una  mezcla   especial  formada por  tierra que ha sido expuesta a los rigores del invierno, junto con  arena de río y  humus, así como algo de paja, descompuesta que ayuda a esponjar el substrato.

Problemas en el cuello de las plantas

Problemas en el cuello de las plantas, que se secan

Antes de poner las semillas en el substrato conviene  desinfectarlas bien, esto se puede realizar con diferentes sistemas; los que yo empleo es un poco de lejía en el  agua, así como  agua oxigenada que suelo rebajar con un poco de agua.

Pero la desinfección previa no siempre es suficiente. En el interior del invernadero la presencia de humedad y calor puede activar el  desarrollo de organismos peligrosos para las plántulas, sobre todo si nos excedemos en el uso  de agua.

Mejor prevenir

Mejor prevenir

Por este motivo frecuentemente sustituimos  el agua de riego, por agua de manzanilla, macerada y hervida y por extracto fermentado de cebolla,   en un porcentaje del 20 %.   Si uno está atento se puede poner remedio a los problemas que puedan aparecer.  Parecen funcionar  en los semilleros, pero no siempre se  ve problema  a tiempo. Por lo que estoy aprendiendo que hay que emplearlos de forma sistemática a lo largo  de las primeras etapas de las plantas, hasta que estas se consolidan.  ©

Undécima semana de 2015

Esta ha sido una semana que comenzó con las temperaturas más altas de lo que suele ser habitual por estas fechas. Ello ha activado a los árboles, y algunos de ellos, sobre todo albérchigos y  melocotoneros se han puesto a abrir sus  flores.

Pero en el final de la semana las temperaturas han vuelto a caer, con ello  las flores de algunos de los árboles se han tostado un poco, aunque todavía no ha sido total el  daño. La tierra sigue necesitando un poco de lluvia, que según las previsiones llegará  en la semana entrante. ©

Mirada al huerto 11.1

Mirada al huerto 11.1

Mirada al huerto 11.2

Mirada al huerto 11.2

Mirada al huerto 11.3

Mirada al huerto 11.3

Mirada al huerto 11.4

Mirada al huerto 11.4

Mirada al huerto 11.5

Mirada al huerto 11.5

Mirada al huerto 11.6

Mirada al huerto 11.6

Mirada al huerto 11.7

Mirada al huerto 11.7

Mirada al huerto 11.8

Mirada al huerto 11.8

Mirada al huerto 11.9

Mirada al huerto 11.9

Mirada al huerto 11.10

Mirada al huerto 11.10