Gominolas caseras de manzana

Manzanas de julio

Cuando llega la temporada de las manzanas de verano, manzanas de julio, es un placer acercarse por donde están estos árboles. Las manzanas maduras tienen su propio aroma que se puede percibir desde cierta distancia. Pero lo mejor de ellas es el sabor con su toque ácido y chispeante.

Pero esta manzana de sabor tan agradable, con el calor se va y se madura rápido. Más pronto conforme más elevada sea la temperatura. En poco tiempo se ha pasado y huele mucho, pero se queda arenosa y sin sabor.

¿Qué hacer con ella?¿ Cómo aprovecharla? Es una manzana que cocina muy bien. De modo que resulta óptima en cualquier preparación cocinada. El dulce de manzana resulta fenomenal con ellas, sobre todo si se cuece con las pieles y corazones antes de hacer el puré, para sacar la pectina.

Pero en estos días de calor lo que menos apetece es cocinar, por ello decidimos probar una preparación que requiere poco procesado y emplea como base el calor del sol: Vamos a hacer gominolas caseras de manzana.

Comenzamos troceando las manzanas para comprobar que no tengan bicho en su interior. Se colocan en una cacerola con un vaso pequeño de agua y se pasan por el fuego. Se les da unos hervores y en poco tiempo está que se deshace. La quitamos del fuego y lo dejamos enfriar.

Empleando un pasapurés separamos la pulpa de las manzanas de pieles y semillas. El puré resultante se coloca extendido sobre láminas de papel de hornear y se coloca en unas bandejas al sol. En un día (pensemos que estamos cerca de los 40º) se queda seco y se puede recoger. Lo hemos hecho sin azúcar, pero podríamos haber añadido una poca.

Se separa con cuidado del papel y la plancha de pulpa seca se corta en tiras finas. Estas tiras se pueden enrollar sobre si mismas o atar formando triángulos. El borde final se humedece un poco y se presiona para que se quede pegado sobre si mismo. Posteriormente estos enrollaos se pasan sobre azúcar glas y ya están listos, tenemos unas gominolas caseras.

Están listos para almacenarlos para el invierno. Podemos comerlos tal cual o podemos incorporarlos y deshacerlos en una infusión con sabor a compota de manzana. También podríamos añadirle algo de canela y hacer distintas variedades. Un poco de verano guardado para otras épocas.©

4 comentarios en “Gominolas caseras de manzana

    1. Encarnación Autor

      Pocas cosas hay nuevas bajo el sol. La idea es de tierras con mucho calor, y se hacía con otras frutas. Per aquí coincidió una manzana de verano y mucho calor y nos aprovechamos de la idea. Un cordial saludo

      Responder

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.