Ajos en abril

Hileras de ajos, cosecha de invierno

Hileras de ajos, cosecha de invierno

Ajo elefante

Ajo elefante

Este año los ajos van muy bonitos. Su cultivo lo iniciamos en noviembre,  en la zona donde el año anterior habíamos tenido maíz, colocando cuatro hileras diferentes, dos de ajos  morados  de cuello duro, una de ajos elefante y otra de ajos rosados de cuello blando. Este año en esta siembra no colocamos ajetes, pues decidí ponerlos antes y en los bancales. Los hemos estado comiendo desde  mediados del invierno en adelante.

Ajos morados

Ajos morados

Para el cultivo de ajos la tierra cada vez se encuentra en mejor situación, y más suelta y ello repercute en un mejor crecimiento. Al sembrar además del humus de lombriz le incorporamos  ceniza, que es  muy necesaria para un buen crecimiento de los ajos.

Zona antes de quitar las hierbas

Zona antes de quitar las hierbas

No hemos vuelto a tocar la tierra desde entonces hasta ahora. Su crecimiento ha sido regular.  Las plantas están sanas y vigorosas. Pese a las lluvias no presentan ningún síntoma de roya.

Ajos morados de cuello duro

Ajos morados de cuello duro

Esta semana pasada hemos aprovechado  que la tierra estaba bien para poder arrancar las hierbas y cavar los ajos.  Es uno de los  momentos en que la tierra estaba  en mejores condiciones para trabajarla.  De seguir así será una buena cosecha de los ajos de invierno.

Recien cavados

Recién cavados

La cosecha de marzo también lleva muy buen ritmo. Están ya germinando y sacando los tallos.  En este caso la mayoría de ellos son ajos morados de cuello duro, pues es uno de los ajos que se conserva mejor,  aunque también hay unos pocos ajetes y algunos ajos de Pedroñeras. ©

 

2 pensamientos en “Ajos en abril

    1. Encarnación Autor de la entrada

      Si que es cierto.Pese a que ha habido bastante humedad, es un año en el que se encuentran muy sanos. Yo particularmente lo atribuyo a que están al lado del peral y al árbol se le ha dado extracto fermentado de cebolla para controlar los hongos, lo que indirectamente ha beneficiado a los ajos, al caer parte del mismo sobre las plantas.
      Un saludo

      Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s