Mirada en la semana cuadragésimo sexta

La semana ha venido dulce y tranquila. Un auténtico veranillo de S. Martino, e incluso quizá mucho más, pues al trabajar algo en el huerto se sudaba.  Con un tiempo así sería imposible dar cumplimiento al refrán de que  “A cada cerdo le llega  su S. Martino”, con temperaturas tan altas sería impensable comenzar la matanza.

Durante la semana, unas veces  durante el día otras  a la caída de la tarde, la niebla se ha dejado ver.  La tierra con esta humedad atmosférica se mantiene húmeda. ©

Mirada en la semana 46.1

Mirada en la semana 46.1

Mirada en la semana 46.2

Mirada en la semana 46.2

Mirada en la semana 46.3

Mirada en la semana 46.3

Mirada en la semana 40.4

Mirada en la semana 46.4

Mirada en la semana 40.5

Mirada en la semana 46.5

Mirada en la semana 40.6

Mirada en la semana 46.6

Mirada en la semana 40.7

Mirada en la semana 46.7

Mirada en la semana 40.8

Mirada en la semana 46.8

Mirada en la semana 40.9

Mirada en la semana 46.9

Mirada en la semana 40.10

Mirada en la semana 46.10

Mirada en la semana 40.11

Mirada en la semana 46.11

Mirada en la semana 40.12

Mirada en la semana 46.12

Mirada en la semana 40.13

Mirada en la semana 46.13

Mirada en la semana 40.14

Mirada en la semana 46.14

Mirada en la semana 40.15

Mirada en la semana 46.15

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s