Recogiendo bulbos de gladiolos

Tarde de trabajp

Tarde de trabajo

Durante esta Navidad he podido realizar una tarea que tenía pendiente en el huerto: La recolección de la mayoría de los bulbos de los gladiolos.

...en la que llegó pronto la noche

…en la que llegó pronto la noche

A ras del suelo al arrancarlos

A ras del suelo al arrancarlos

Los gladiolos son uno de los tipos de cormos que pueden conservarse en tierra, de un año para otro, sin necesidad de retirarlos del suelo, siempre que no haga demasiado frío o que estén un poco protegidos de la helada.  Pero en un año tan húmedo como este puede ser conveniente retirarlos del terreno, más cuando tenemos pensado en cambiarlos de lugar.

Cormos secandose al sol

Cormos secándose al sol

Agarrados al cormo,  entre el  nuevo y el anterior

Agarrados al cormo, entre el nuevo  y el anterior

Aproveché para sacarlos uno de los últimos días de nieblas, después de escuchar que el tiempo iba a cambiar, con ello se movió la atmósfera y las nieblas nos abandonaron ello me ha permitido poder poner a secar a la luz del sol los cormos arrancados, hasta conseguir que se puedan guardar, ya secos, cuando el terreno en la primavera esté listo para  volverlos a sembrar.

Los numerosos bulbitos nos permitiran multiplicar  las plantas

Los numerosos bulbitos nos permitirán multiplicar las plantas

Al recogerlos no solo sacamos los bulbos grandes, sino también todos los hijuelos que han desarrollado, que nos servirán para intentar reproducirlos y aumentar el número de los mismos.

Listos para guardar

Listos para guardar

Con la zona de las raíces bien sana

Con la zona de las raíces bien sana

Al limpiarlos les fuimos  quitando progresivamente primero los restos de tierra, más tarde, los restos de los cormos de años anteriores y finalmente terminamos por quitar las pieles secas y semipodridas que les envuelven hasta dejarlos con lo más básico, con ello se busca eliminar cualquier posible podredumbre que les pudiera afectar en su conservación.

Ya limpios hay que colocarlos en un lugar oscuro,  fresco y seco, pero donde no haya riesgo de posibles heladas. En este lugar los conservaremos  hasta la primavera. ©

 

2 pensamientos en “Recogiendo bulbos de gladiolos

  1. Mónica

    Buenas tardes, tiene alguna publicación sencillamente explicada acerca de rotación de cultivos (preferiblemente hortalizas). Grata, Mónica Agudelo

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s