Monilia en los frutales de pepita

Manzana atacada por la Monilia Laxa

Manzana atacada por la Monilia Laxa

En estas épocas en que retiramos las manzanas del árbol, en aquellas pomaradas donde no se han tratado  con ningún producto de control de hongos es frecuente encontrarnos con manzanas momificadas, una de las manifestaciones  que tiene la  Monilia.

Tal es el caso del huerto de mi madre en el pueblo que lleva ya un montón de años totalmente ecológico, sin ningún tipo de tratamiento. Esto  nos permite conocer las manifestaciones que  muchos hongos tienen, en un medio libre de  todo tipo de control.

Acance de la enfermedad en anillos concentricos

Avance de la enfermedad en anillos concéntricos

La Monilia Laxa es en el huerto un problema  bastante común, sobre todo en años húmedos,  que puede afectar a diversos frutales, entre otros a los manzanos y perales. Su desarrollo puede realizarse sobre las hojas, las flores, pero en especial sobre el fruto. La consecuencia más frecuente del desarrollo de este hongo es la aparición de podredumbres.

El árbol frecuentemente se infecta a través de pequeñas lesiones, donde se desarrolla el hongo. El desarrollo del mismo depende de la fuerza del árbol, de su capacidad de resistencia.

En su desarrollo el hongo puede secar ramas, atacar troncos y cuando  se desarrolla en los frutos genera una podredumbre que momifica el mismo, hasta agotarlos completamente dejándolos pegados a las ramas, donde son capaces de permanecer a lo largo de todo el invierno.

Retirada de los frutos momificados

Retirada de  frutos momificados

Es conveniente para el control la eliminación  con el fuego de  los elementos infectados: hojas, ramas, troncos y frutos. Esto no siempre es posible en el huerto del pueblo, pues los frutales han ido desarrollando un  alto porte  que impide el acceso fácil a estos restos.

También se puede, dentro de la agricultura ecológica,  recurrir al uso del cobre, en tratamientos recurrentes a lo largo del año,  y  tratamientos de invierno, lo que no hemos hecho.  Por otro lado el huerto es un laboratorio muy interesante para conocer y estudiar los diferentes hongos.

Donde si que no hemos visto síntoma alguno de su presencia ha sido en el propio huerto.  Lo que es un tanto  raro pues hemos traído  material diverso tanto para la plantación de árboles, como para  la  realización de injertos. La diferencia  está en los tratamientos que hemos dados a los frutales. Tratamientos realizados  con diferentes extractos fermentados y maceraciones   vegetales,  especialmente el de cebolla, aunque también  de salvia y de manzanilla. Tendremos que plantearnos si emplearlos también allí. © Para saber más.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s