Lo que no hubo en este verano

Atardecer desde el huerto

Atardecer desde el huerto

Todo año trae sus aciertos y sus fallos, a veces resultado directo de la acción de uno mismo,  en otros fruto de las circunstancias. Revisar los fallos puede ayudarnos a  replantear aspectos del huerto que no se deben descuidar.

Podredumbre en el racimo

Podredumbre en el racimo

Pocas y tardías las uvas, un  mal año para su  cosecha. Además de entrar el mildiu (se les dio tarde el azúfre al estar junto a las frambuesas, no se les aplicó cuando convenía) con las últimas tormentas,  las uvas  que estaban pegadas al suelo terminaron todas podridas. Voy a tener que separar las frambuesas de las  uvas,  y debo  podar más altas  estas, alejando las cañas productivas del suelo.

En este verano no hubo cosecha de sarraceno, no porque no se diese bien, floreciendo con alegría y granando de forma abundante, sino porque pese a que se dio todo eso, no hemos podido recoger alforfón. Al trigo sarraceno se lo comieron los pardales y lo que quedaba terminó por los suelos de tanto posarse encima de las plantas. Tiene mala solución pues con las flores menudas  y el tipo de fruto colocar redes  puede resultar  muy complicado.

Comenzando a sacar la flor

Comenzando a sacar la flor

No hubo  una buena cosecha de  sandías. Si es cierto que ha  habido casi una docena, algunas de tamaño medio, pero otras más bien pequeñas. Pero al poco las plantas comenzaron a morir y ya no hubo forma de pararlas. El terreno sigue siendo pesado  y al regar la asfixia radicular puede con ellas. No se cómo abordar el problema  salvo pensar en suprimir el riego o limitar este, quizá con goteo pudiese funcionar.

No ha habido cosecha de Chía,  pues las plantas crecen como locas, pero no llegan ni a florecer, tengo  que cambiar radicalmente mi planteamiento sobre ella, y acortar su ciclo productivo para que lleguen florecer  y les de tiempo a granar  y  secarse.

Poco perejil, pues no lo sembré a tiempo, esperando que naciera por su cuenta, pero no fue así. Ello nos ha llevado ahora en el otoño a necesitar practicar el  trasplante del mismo desde el mucho que si tenía mi madre en el pueblo.

Muchos frentes abiertos que me tocará reconducir, hay  algunos cultivos que  replantear y quizá dejar de lado, pero ya veremos. ©

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s