Trasplante de pimientos

Pimientos antes de iniciar el trasplante

Pimientos antes de iniciar el trasplante

Aprovechando en el l final de la semana la llegada del último periodo de tiempo nuboso  hemos trasplantado los pimientos del interior del túnel al exterior, a la zona de cultivo de este año. Esta temporada  hemos puesto  un total de cuatro hileras,  con  casi 70 plantas.

Arrancando las plantas con un buen cepellón

Arrancando las plantas con un buen cepellón

Si los pimientos salen como está previsto habrá: Pimiento Italiano,  choriceros, algún piquillo  pero pocos (nacieron mal  pues  fueron comidas  las semillas por los ratones), morrones, de cuatro morros tipo Lamugo, de cinco morros, picudos de forma triangular,  alguna guindilla, algún Najerano, … en fin  solo queda algún otro  tipo que colocaré de la segunda tanda, con la plántula tardía  de los semilleros y los pondré en el túnel para ver el resultado que el calor puede ofrecerle al pimiento.

Ahora estos  Pimientos han sido finalmente  colocados en el suelo  porque las fechas son más que  adecuadas y porque el plantar es un riesgo asumido, pero por  la temperatura de la tarde  no  teníamos nada claro  que  la helada no volviese a rondar y en la mañana estuviesen  todos quemados, de momento no ha sido así.

Trasladando las plantas

Trasladando las plantas

Hilera recien puestos de italianos y choriceros por un lado y Lamugo y Morrón por otro

Hilera recien puestos de italianos y choriceros por un lado y por otro Lamugo y Morrón

Hemos empleado con ellos el mismo sistema que con los  tomates y parece que hasta ahora ha funcionado bastante bien, les realizamos un doble trasplante:

Al día siguiente

Al día siguiente

1º trasplante a la mezcla de sustrato que realizamos con tierra, paja,  humus y arena, y junto al calor del invernadero, de modo que  aunque iban tardíos han reaccionado muy bien y crecido en poco tiempo.

Con buen porte

Con buen porte

2º el trasplante al exterior,  donde pasarán toda la temporada  estival hasta la llegada de los hielos,  con aportes de humus y un poco de carbonato cálcico como alimento de fondo.

Los hemos mantenido  hasta ahora en el invernadero porque  el tiempo del  exterior no auguraba nada bueno y dentro crecían bien.

Pese a la sensación térmica, en el  exterior parecen ir bien, apenas han notado el cambio y ponto abrirán muchos de ellos la flor que ya llevaban en cotón. ©

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s