De experimentos con las endivias

Las endivias esta semana

Las endivias esta semana

Este año además de poner las raíces de las achicorias en casa  en un contenedor y regarlas para que apareciesen sus tallos, allá en el otoño, nos planteamos hacer algo nuevo con ellas.

Quedaba  una tanda de buenas achicorias  en el huerto   y en el  mes de febrero nos planteamos que hacer con ellas si volver a ponerlas para forzar la aparición de las endivias o quizá experimentar algo nuevo.  Mi marido estaba convencido de que se podría forzarla aparición de las crujientes endivias en la misma huerta, sin todo el engorro que supone su forzado en casa, pero una suposición necesita una confirmación, por ello montamos un soporte de madera sencillo pero eficaz, sobre  el cual  colocar y envolver en plástico negro las plantas, para permitir   el forzado de las endivias.

Mini túnel en negro

Mini túnel en negro

Ya puestos a hacer suposiciones, nos planteamos, que no era necesario eliminar todas las hojas verdes de las plantas sino  solo las exteriores dejando los tallos centrales que servirían de base al desarrollo de las futuras endivias. Dicho y hecho, el plástico debía quedar bien cerrado, pero separado de las plantas, para facilitar  el crecimiento de estas.

Finales de marzo

Finales de marzo

Tal tarea la realizamos a comienzos del mes de febrero, mucho antes de las nevadas y de las abundantes lluvias, desde entonces hasta ahora han estado las endivias allí,  con un crecimiento muy lento, ya desesperábamos de sacar nada.  Pero está claro que el desarrollo de los brotes están en relación con el calor. No es necesario poner tan pronto el invento, hasta la subida de las temperaturas no subieron las endivias, tanto y a tanta velocidad que se nos están  casi saliendo y ahora hay que consumirlas con prontitud.

En la cocina

En la cocina

Están deliciosas, crujientes y nada amargas, son un placer. La clave está en la ausencia de luz, cuanto más recogido esté el plástico y más a oscuras las plantas más dulces y jugosas, aunque este año también es de agradecer las abundantes lluvias, sino hubiera habido que haberlas regado. ©

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s