Ensalada con/de achicoria

Preparando la achicoria

Preparando la achicoria

Mezclada

Mezclada

Como ya hemos comentado estamos en plena época de las achicorias, que han sido todo un descubrimiento este año.  Estas verduras amargas y crocantes resultan sorprendentes y como verdura fresca son muy  especiales.

Textura, color y sabor

Textura, color y sabor

Utilizamos  las achicorias frecuentemente en las ensaladas realizadas   a lo largo de estos  meses y quiero comentaros aquí algunos aspectos que hemos notado en relación con ellas y que quizá podamos contrastar y enriquecer  con lo que vosotros opináis.

  • Lo primero de todo  es que posiblemente sea cierto es que no todas las bocas  estén hechas  para el sabor de las achicorias, pues son amargas, pero  pese a ello creo que si que se debe de intentar promover su consumo, pues los principios amargos de la achicoria son altamente adecuados para la salud.
  • Aunque las achicorias tienen un profundo sabor amargo, también es cierto que si están blanqueadas saben mucho menos y más cierto es que conforme vas consumiendo la ensalada, el paladar se adapta y embota y  ya no sabe tan intenso el amargor a partir de la tercera vez que metes el tenedor en la boca. Hay una especie de adaptación de las papilas gustativas.
  • La ensalada de solo achicoria es un reto para comenzar con ellas, lo mejor es mezclarla con otras verduras, de esa manera resulta  mucho más fácil habituar el paladar y muy atractivo el contraste entre los diferentes sabores: dulces, salados, ácidos, amargos, … que se pueden encontrar en estas mezclas.
  • Conforme el invierno  y sus rigores se hace más intenso su amargor se reduce, siendo pues estas las mejores épocas en relación con  un menor nivel de amargor.
  • Otro aspecto que acentúa  o reduce el amargor de la achicoria está en relación indirecta al tiempo que lleva cortada la planta. Hemos notado que sabe menos amarga recién cortada y sobre todo sabe menos amarga si está poco tiempo cortada y lavada, esperando ser consumida.
  • Finalmente comentar que la achicoria no solo es un goce para el paladar, también la vista disfruta del rico colorido que las mismas aportan a los platos.
Hermoso cogollo

Hermoso cogollo

Pronto al cabo de consumirla unos días se  deja las ensaladas con achicoria para pasarse a la ensalada de achicorias.  Para gustos están los sabores. ©

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s