Realizando un estanque para el huerto, fase II: El agua

Resultado final

Como vimos, en la etapa anterior del proceso, el hoyo del estanque quedó relleno de agua para consolidar las paredes del mismo. Tras lo cual, vaciamos de agua el estanque y lo dejamos secar.

En el fondo del estanque se podían apreciar restos de palos y piedras de diverso  tamaño y formas  que se habían movido o astillado en el proceso de formación del estanque (recordemos que la tierra no deja de estar en una  pendientes de acceso a  las terrazas laterales del Órbigo con mucho canto rodado  y en su día había estado de chopos,  parte de cuyos tocones y  restos se enterraron).

Extendiendo el plástico

En previsión de que estos materiales  pudieran rasgar el plástico una vez colocado, lo que se hizo fue preparar  una cubierta  de tela, con restos de  materiales de reciclaje de sábanas y otros  materiales    téxtiles de origen vegetal (algodón) que ya se habían ido dejando  para esta función. No fue posible cubrirlo todo pero si las zonas más expuestas.

Borde exterior cerrado con tierra

Tras ser extendido  el plástico  por toda la superficie a continuacíon  se procedió a colocar y ajustar sus diferentes  partes.  Tras lo cual con la ayuda del cúter cortamos todo el borde  dejando  como medio metro todo alrededor del mismo.

Primer llenado

Regando con ella

Al estar en una zona de frecuente  aire, y ser días cuando lo hicimos en que soplaba bastante, hubo que rápidamente  colocar  el plástico lo más seguro posible y evitar que nos lo llevara el viento, para ello levantamos los  15-20 cm de tierra que bordeaban el  plástico y enterramos el mismo, de forma que la solapa superior de plástico quedara  sujeta  y tapada por la tierra, buscando  disimular  el carácter artificial de este elemento y por otro lado que el sol  alcance el plástico lo menos posible, pues este se deteriora con la acción solar,  pero vistos los resultados finales  quizá en el futuro haya que volverlo a levantar y colocar a más profundidad esa zona de empalme, y de esa manera se podían colocar en el borde plantas palustres que tienen    necesidad de abundante agua  en su desarrollo, pero de momento vamos a esperar.

Descenso de nivel por pérdidas de agua  desde las bocas de cierre

El resultado final  ha sido  bastante positivo, el estanque conserva bien el agua, pero necesitamos mejorar las salidas de la misma, por donde de momento hay perdidas, aunque estas no son demasiado importantes.

La entrada de agua al estanque tiene lugar desde una tubería de plástico que  recorre la firma por un lateral  y que permite introducir el agua del canal, para distribuirla para el riego. Es una zona que está sin rematar pues pretendo en esa zona de acceso  del agua colocar una zona de plantas palustres, pero de momento tendrá que esperar.

Consolidándose

El estanque en los días sucesivos ha ido asentando la tierra que  había quedado  dentro  tanto de la que se había deslizado  desde el lateral como  de la que se había  colocado en el fondo, tras ser cribada. Esta tierra tiene la misión de ser soporte de las posibles plantas y algas que deberían irse desarrollando en un futuro en  el estanque, en ocasiones traídas por el mismo agua de riego, en otras introducidas con nuestra ayuda. El objetivo es que el estanque vaya  asentándose y comenzando a desarrollar su propia flora para posteriormente facilitar la aparición de su propia fauna. Pero ello lleva su tiempo.

El estanque visualmente ha enriquecido mucho el huerto, la luz en la zona ha cambiado y   todo el conjunto presenta una luminosidad que se aprecia incluso en las fotografías. ©

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s