Archivo de la etiqueta: tipos de pimientos

Trasplante de pimientos

Pimientos antes de iniciar el trasplante

Pimientos antes de iniciar el trasplante

Aprovechando en el l final de la semana la llegada del último periodo de tiempo nuboso  hemos trasplantado los pimientos del interior del túnel al exterior, a la zona de cultivo de este año. Esta temporada  hemos puesto  un total de cuatro hileras,  con  casi 70 plantas.

Arrancando las plantas con un buen cepellón

Arrancando las plantas con un buen cepellón

Si los pimientos salen como está previsto habrá: Pimiento Italiano,  choriceros, algún piquillo  pero pocos (nacieron mal  pues  fueron comidas  las semillas por los ratones), morrones, de cuatro morros tipo Lamugo, de cinco morros, picudos de forma triangular,  alguna guindilla, algún Najerano, … en fin  solo queda algún otro  tipo que colocaré de la segunda tanda, con la plántula tardía  de los semilleros y los pondré en el túnel para ver el resultado que el calor puede ofrecerle al pimiento.

Ahora estos  Pimientos han sido finalmente  colocados en el suelo  porque las fechas son más que  adecuadas y porque el plantar es un riesgo asumido, pero por  la temperatura de la tarde  no  teníamos nada claro  que  la helada no volviese a rondar y en la mañana estuviesen  todos quemados, de momento no ha sido así.

Trasladando las plantas

Trasladando las plantas

Hilera recien puestos de italianos y choriceros por un lado y Lamugo y Morrón por otro

Hilera recien puestos de italianos y choriceros por un lado y por otro Lamugo y Morrón

Hemos empleado con ellos el mismo sistema que con los  tomates y parece que hasta ahora ha funcionado bastante bien, les realizamos un doble trasplante:

Al día siguiente

Al día siguiente

1º trasplante a la mezcla de sustrato que realizamos con tierra, paja,  humus y arena, y junto al calor del invernadero, de modo que  aunque iban tardíos han reaccionado muy bien y crecido en poco tiempo.

Con buen porte

Con buen porte

2º el trasplante al exterior,  donde pasarán toda la temporada  estival hasta la llegada de los hielos,  con aportes de humus y un poco de carbonato cálcico como alimento de fondo.

Los hemos mantenido  hasta ahora en el invernadero porque  el tiempo del  exterior no auguraba nada bueno y dentro crecían bien.

Pese a la sensación térmica, en el  exterior parecen ir bien, apenas han notado el cambio y ponto abrirán muchos de ellos la flor que ya llevaban en cotón. ©

Mis pimientos al inicio de julio

Capsicum annuum L.

Hilera de pimientos

¡Esto comienza a marchar!. Ahora comienzan a ir bien mis pimientos, y este año se puede decir que les ha costado arrancar y en gran medida se lo deben al purín de ortiga, utilizado como activador de crecimiento, como un litro por cada 5 de agua y a la razón de un vaso por planta.

Los semilleros lo pasaron mal, pues por andar liada tardé primero en colocarles en los tarritos individuales y más tarde en ponerlos en la tierra, y además tras colocarlos en tierra, por dos veces los tuve que reponer, pues se helaron pese a estar bajo la manta. Pero ahora ya se puede decir que están bien y en buena marcha.

Capullo

Las plantas de este año son muy variopintas,  se puede decir que hay un poco de todo o eso creo, pues hasta que no comiencen a dar fruto  no se sabe del todo (he perdido un poco la pista de lo plantado, replantado y vuelto a plantar y lo que ha ido sobreviviendo).

Flor

Floresy frutos

Tallo, hojas, flores y frutos

La mayor parte de las plantas que han quedado son mías de los semilleros, ha sobrevivido alguno de los pimientos que trajo mi madre,  y media docena que compré  cuando se helaron los segundos. Entre ellos nos encontramos diversos tipos de pimientos: California, Morrón, Padrón, Piquillo, Italiano, Ñoras, además de algún pimiento choricero y guindillas, de dos tipos, de encurtir y de la larga.

Sanos y en crecimiento

Con los pimientos tan importante como un buen abonado para su desarrollo es el cavar las plantas con cierta regularidad en estas primeras fases tras  cada   riego, pues la tierra  con la cava en parte se airea y las raíces, pienso que se ven estimulada en su crecimiento.

Pimiento Morrón

Tras la tercera  cavada les coloqué entre las hileras un buen acolchado de paja, de forma que la humedad se mantiene durante más tiempo y ayuda al control de  las hierbas. También aprovechando que  alguno de los semilleros de albahaca habían crecido bien coloqué diversas plantas de la misma entre los pimientos pues creo que es una hierba que le ayuda con su presencia .

Ahora las plantas están creciendo de forma mantenida de día en día, sobre todo con el calor, desarrollando cotones florales y las primeras flores y los pimientitos están ya en marcha. ©

Diferentes tipos de pimientos en el Huerto 2011

La cosecha de pimientos, pese a ser variada,   no ha sido  tan diversa como la de tomates pero  si  ha sido relativamente abundante y generosa.

Pero no todo  ha venido bien,  este año los pimientos  no se han conservado  tanto como otros años, sobre todo los pimientos más gordos y ha habido que ponerlos en conserva pronto o se pudrían. Aún así todavía se conservan  de los pimientos  menos carnosos y alguno  de los grandes y se siguen  comiendo como hortalizas frescas.

Siguiendo con la rueda de presentaciones  que llevamos hechas hasta ahora ahí os va esta secuencia de algunas de las fotos de la cosecha de pimientos. ©

Pimientos XXL

Mata con pimientos

Cinco morros corto

Ya hemos hablado anteriormente de algunos de los gordos del huerto y ahora quiero presentaros a otros. Son también unos gordos magníficos,  de hecho los mismos tipos que tenía el año pasado y son  descendientes de ellos pues proceden todos  de sus semillas.

Fruto al comienzo del crecimiento

Así en el huerto tenemos pimientos de cuatro morros, largos y delgados; de cinco morros, en este caso más cortos;  unos picudos, pero anchos en su base y carnosos. Hay también unas plantas de morrones que me trajo mi madre, pero no se han desarrollado demasiado, van más tardíos que los otros.

Juntos de cuatro y cinco morros

Cuatro morros al inicio del crecimiento

Este año los pimientos fueron sembrados  primero en semilleros, y más tarde colocados bajo los túneles. Comprobé que bajo el túnel respondieron muy bien,  los puse de tres en tres en paralelo y salvo algunos que fueron cortados por los grillos, adelantaron mucho más que aquellos otros que seguían en el tarro.

Picudos creciendo

Todos ellos se pusieron a crecer y desarrollarse bajo el plástico hasta que llegó el momento en que no había peligro de heladas,  cuando  tras regar el suco donde los tenía los fui moviendo con tierra y todo  hasta su emplazamiento definitivo al aire libre.

Comenzando a madurar en la planta

El colocar humus en la base del hoyo cerca de las raíces resulta bueno  por el gusto que tienen los pimientos por los nutrientes  y los abonos complejos.  Además se les echó diversos purines, desde el de ortigas, así como de tomate y de humus de lombriz.

Cuatro morros largo, casi rectangular

Su crecimiento ha sido bueno en torno a los 70 cm, desarrollando grandes frutos, aunque no demasiadas flores.

Este es un aspecto que me preocupa y no se si es resultado de que iban un poco tardíos o quizá de que quedaron  colocados  entre los tomates que se han desarrollado en altura a ambos lados, con la correspondiente sombra para los pimientos, o quizá necesiten   algún nutrientes específico para estimular la floración. Tendré que investigar sobre ello.

Ahora en la etapa final algunos de ellos han desarrollado sequeros como los tomates. Pero conociendo el problema (peseta) y la solución, habrá que intentar prevenir para el próximo año.

Además ha aparecido  otro problema que tengo sin resolver  y es que  algunos de ellos han sido taladrados, con agujeros  redondos  que  en ocasiones se complican con podredumbre  y el pimiento se pierde, pero no he  conseguido ver  quien los produce, sin duda algún tipo de gusano u oruga,  no he llegado a verlo (se ve que es nocturno).   Y no se como atacarlo, tendré que espabilar e investigar sobre ello.

De los picudos, cada uno pesa unos 400 gramos

Desde que comenzó la posibilidad  de heladas, cuanto los pimientos  colorean un poco los voy recogiendo y luego los extiendo sobre una superficie para que se vayan madurando y poniendo rojos, momento en que los usamos. ©

Cultivo de pimientos en el huerto

Los pimientos son una producción muy valorada en el huerto, en mi caso tengo siete tipos  distintos de pimientos:

 


Ñoras madurando

 

  • Ñoras,
  • Pimientos de Padrón,
  • Pimientos de Piquillo,
  • pimientos Italianos,
  • Los grandes de asar, que ha su vez son de 3 tipos, de cinco morros, cuatro morros y otros picudos.

 


Pimientos de Piquillo en la planta

 

Ñoras tenía muy pocas, pues son semillas sembradas por mi y nacieron muy mal, sólo tenía tres plantas pero han sido muy carnosas y grandes, procedían de una ñora dulce, por lo que no han dado sorpresas.

Los pimientos de Piquillo han estado magníficos este año en el huerto, han adquirido tamaño y la cosecha ha sido buena, os recuerdo que ya hemos hablado antes de ellos, ya que  los tengo sembrados junto a la albahaca. Están resultando unos pimientos muy sabrosos y dulces, aunque ya los conocía , pues proceden de pimientos propios,  a partir de semillas del año pasado.

Los pimientos italianos los compré como plantas, pues los míos no nacieron, los planté muy temprano, bajo túnel, pero pese a ello se me helaron hasta la base, mi marido quería quitarlos y por cabezonería le dije, que los dejase, rebrotaron bajo el túnel y su cosecha no ha sido nada mala, así mismo fueron muy tempranos y sabrosos.

 


Pimientos de Padrón

 

De los pimientos del padrón también compré media docena de plantas, han resultado abundantes de producción, de hecho al final no les dábamos abasto, por lo que los he dejado madurar para semillas y para secarlos, pues secan bien estando enriestrados  y son sabrosos como pimiento seco.

 


Recogiendo pimientos picudos

 

De los gordos, los picudos los compré, los coloqué cerca de las sandías y con orientación sur y creo que tanto sol no les ha gustado demasiado, han tenido muchos sequeros, se han estropeado mucho y su cosecha no ha sido muy abundante.

 


Gordos cinco morros

 

Los otros dos tipos de gordos, de cuatro y de cinco morros, en un caso son semillas de un pimiento comprado que se dejaron secar, y en el otro, son otro tipo de semillas que suelo sembrar; Eran unos pimientos que iban tardíos, pero les metí humus a principios de agosto  y  eso compensó su retraso dando una producción que  ha sido abundante.

Este año no puse guindillas, y el resto de los pimientos hasta ahora se está comportando como dulces, lo que me hace sospechar que las guindillas de ponerlas, sino se quiere tener pimientos picantes, deben mantenerse alejadas del resto de los pimientos o los demás se contaminan de pólenes, por lo que aparecerán pimientos picantes, dándose casos de polinización cruzada.